boletines
Miércoles, 23 de Julio de 2014 10:50

El Solitario Camino del Ejecutivo

por  Rubén Rivas
Vota este articulo
(0 votos)

Podemos comprender que asumir cargos de responsabilidad, como una dirección o gerencia, puede conllevar toda una serie de funciones, responsabilidades, gestiones y compromisos que envuelven a estos ejecutivos en una constante acción que les obliga a estar alerta y en vigilia, identificando y resolviendo problemáticas organizacionales donde la estrategia, el criterio directivo, el liderazgo y dominio prevalecen para una certera toma de decisión.

Además debemos recordar que el ejecutivo tiene en sus manos el poder para que otras personas lleguen a alcanzar su mejor rendimiento y de esta forma producir resultados en equipo. En este rumbo, deberán disponer de la suficiente capacidad para orientar las energías del equipo y alcanzar resultados conjuntos de mayor nivel y de forma continua. Menuda tarea les implica canalizar esfuerzos no sólo propios si no de los demás a su cargo.

Sí observamos detenidamente, estos personajes empresariales se encuentran inmersos en una ascendente movilidad y su día típico debería ser sinónimo de presión, estrés, demanda, adrenalina, problemas, conflictos y tiempos de respuesta. El vértigo podría ser una sensación continua en consideración que todo gira a una velocidad normalmente superior a la capacidad del ser humano para hacer frente a esa movilidad. Las urgencias y la administración por crisis se convierten en una pauta de gestión.

En medio de todo este esquema de funcionamiento, cabe preguntarse ¿con quién conversa el ejecutivo para analizar, evaluar, ponderar y discernir todos los acontecimientos y comportamientos a los que está expuesto?, ¿con quién medita y reflexiona sobre el grado de dificultad de los escenarios que vive?, ¿quién le vierte recomendaciones objetivas y serenas?, ¿acaso no resulta necesario que posea una válvula de escape para liberar la energía negativa acumulada?

Es justo reconocer que muchas veces los ejecutivos llevan un proceso de gestión en solitario, y no desde el punto de vista que esté rodeado constantemente de personas, sino que pueden llegar a carecer de personas con las competencias necesarias para dilucidar, discutir y plantear su diario quehacer, a fin de poder contar con una perspectiva complementaria, más fresca, menos sesgada y hasta orientadora para la toma de decisiones.

Puede resultar lógico considerar que los ejecutivos tendrán que depositar un elevado grado de confianza en otras personas para poder compartir y evacuar con ellas sus quitas y demandas. Y como la confianza en personas que respondan a estas expectativas es un “bien” escaso, es factible concluir que el ejecutivo se encuentre experimentado una soledad real en este campo.  Sin soporte alguno en cuanto a personas que sean leales,  confiables y dispuestas a aportar al crecimiento del directivo. Aunque el ruido del día a día pueda silenciar momentáneamente las presiones, al final, cada quien deberá ir a la cama con sus ansiedades y despertar con ellas para continuar con el ciclo.

El transitar en solitario en temas donde se involucran resultados de envergadura y la gestión de otras personas puede resultar tortuoso y riesgoso, en tanto que en ocasiones no se dispone de todos los elementos que ayuden a la decisión más certera. Sano sería que los ejecutivos dispusieran de espacio y personas confidentes para poder canalizar inquietudes, dudas y problemáticas desde un enfoque fuera del cajón y así evaluar alternativas de abordaje y solución. Dimensionar su realidad desde otro ángulo, perspectiva o punto de vista, que sólo alguien externo pueda proveer.

Esta perspectiva externa puede enriquecer, absteniéndose de tomar posturas emocionales y sesgadas por las presiones y coyunturas. Un punto de vista paralelo es beneficioso en cuanto oxigena y permite apreciar mejor el cuadro completo en momentos donde el ejecutivo pueda sentirse forzado o tentado a una acción precipitada y que requiera de mayor análisis, enfoque y criticismo.

Además de la mirada aguda y la mente fresca que un tercero pueda complementarle a un ejecutivo, se encuentra también el concepto de contar con alguien que asesore, que se vuelva “complice”, un escucha confiable que resguarde las necesidades y situaciones críticas o que ameriten de la sabia compañía de alguien con criterio empresarial, profesional y humano.

Con frecuencia este ejecutivo se ve limitado a buscar o contar con ese personaje que le acompañe en su viaje laboral, por la creencia infundada que se pueda percibir como vulnerable  y frágil frente a los acontecimientos que debe enfrentar. Ciertamente, a nadie le gusta sentirse en aparente desventaja. Lo cierto es que lejos de ser una debilidad, el verdadero líder y hombre/mujer con sabiduría, constantemente requerirá de la opinión y puntos de vista de otros que puedan enriquecer y abonar al caudal de experiencia, conocimientos y habilidades que posea previamente. Las fuentes de poder de los buenos asesores puede ser un aditivo fundamental que fortalezca la talla del ejecutivo, en función de ser apoyado con un soporte clave para trascender en sus acciones directivas.

Con seguridad se puede aseverar que el camino del ejecutivo no tiene que ser en solitario, sin apoyo sustancial, en tanto posea la amplitud de criterio y madurez profesional para buscar la orientación y ayuda pertinente según sus necesidades y desafíos. Indudablemente, al contar con este recurso, con este refuerzo, se podrá dimensionar una gestión de mejor nivel y mayor repercusión organizacional; de allí podrá resultar una diferencial riqueza personal y profesional para el ejecutivo y las personas circundantes.

“Rodéese de la gente correcta. Asóciese con gente positiva, orientada hacia las metas, que lo estimulen y lo inspiren”- Brian Tracy

“Desventurado el hombre que no tiene quien le amoneste cuando tiene necesidad de ello”- Juan Luis Vives

Sí se encuentra interesado(a) en ampliar sobre el tema, comuníquese al (503) 2243-0693 o a Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla , www.coachinginteractivo.com

Consulte otros artículos de interés para su desarrollo personal y el de sus colaboradores

Ultima modificacion el Miércoles, 23 de Julio de 2014 11:47

Dejar comentario

Sus comentarios son bienvenidos, por favor complete todos los campos obligatorios.

Coaching Interactivo en LinkedIn